viernes, 1 de mayo de 2015

"Los Vengadores": La era de...la decepción

Ayer se estrenó en el cine la película "Los Vengadores: la Era de Ultrón". Ayer fui a verla. Ayer salí decepcionado del cine.

No es la primera vez que digo que es muy poco recomendable ver una película con demasiadas expectativas o ilusiones. Éste es un nuevo ejemplo. Y eso que su impresionante predecesora (de la que también escribí reseña) pueda y deba justificar que muchos espectadores vean esta secuela con el hype camino de la estratosfera, con la inestimable ayuda de los tráilers y comentarios que han precedido a "La Era de Ultrón" (dejando a un lado la más que interesante historia homónima publicada en los cómics hace ya un tiempo y con la que poco o nada tiene que ver esta película).

Decir que esta película está entre las peores de todo el llamado "Univero Cinematográfico de Marvel" no es ser injusto sino realista y coherente con la altura del listón que la propia compañía ha puesto con las películas protagonizadas por Ironman, el Capitán América, Thor, los Guardianes de la Galaxia y, como
decía, el propio grupo de los Vengadores. Dicho de otro modo: cuando la media es de sobresaliente, cualquier nota que no sea ésa siempre será decepcionante. No obstante, tampoco hay que perder de vista que es extraordinariamente difícil mantener la capacidad para asombrar y/o agradar, especialmente cuando los precedentes bordean o alcanzan la perfección. Así que, tanto para bien como para mal, no hay que ser injustos sino honestos: "La Era de Ultrón" no es un bodrio pero sí es la pelicula más decepcionante hasta el momento. 

Lo nuevo de Los Vengadores cumple aquella regla no escrita respecto a todas las secuelas: ofrecer más de lo mismo (más batallas, más acción, más chistes, más guiños
autorreferenciales, más vengadores, más antagonistas) y también ir más allá respecto a la predecesora (nuevos personajes, profundización en la psicología y en las relaciones personales, etc). También cumple con la difícil tarea de cualquier película bisagra (consolidar lo sucedido hasta el momento y sentar las bases de lo que está por venir), algo bastante evidente si se tiene en cuenta que las alusiones a la próxima entrega ("La guerra del Infinito") están muy remarcadas (tanto en la propia película como en la escena de los créditos finales). 

¿Dónde está el problema? 
Pues está principlamente en que, en esta película, Joss Whedon no ha demostrado el tempo, el tono y el equilibrio con que sorprendió en la espectacular primera parte: 
- Los tonos (épico, dramático, cómico y fantástico) no están bien combinados. Un defecto bastante llamativo si tenemos en cuenta que cada película de Marvel sabe encontrar muy bien el tono: drama y thriller en las del Capitán América, épica en las de Thor, espectacularidad y guasa en las de Ironman y los Guardianes de la Galaxia...Y más llamativo aún si recordamos lo bien utilizados que estaban los diferentes tonos en "Los Vengadores".
- El "tempo" es irregular: dedica más tiempo del necesario a tramas o explicaciones de importancia discutible mientras que hay sucesos o tramas a las que no les da la atención necesaria o que, al menos, no explica o justifica convenientemente por lo que resultan forzadas o prescindibles. Esto se puede deber a que, en su versión original, esta película duraba tres horas y media con lo que es bastante probable que el montaje final haya prescindido, por desgracia, de escenas o diálogos que corregirían este defecto.
- El equilibrio: Si en "Los Vengadores" todo estaba en su sitio y en su justa medida, "La Era de Ultrón" es un ejemplo de lo contrario, fundamentalmente por tres motivos: uno, la propensión al exceso, en fondo y forma (no hay que olvidar que, en ocasiones, "más" no tiene por qué equivaler a "mejor"). Dos: la voluntad (o el mandato) de mostrar, anticipar o referenciar mucho de lo que vendrá cinematográficamente, que entorpece la evolución de la trama y la "tensión narrativa". Y tres: la (irritante) obsesión por incluir el mayor número de chistes o gracietas posible, aunque sea en medio de escenas que lo desaconsejan o en boca de personajes que no son los más apropiados o, simplemente, no tengan gracia para nadie que haya superado la niñez (ej: las frases y onomatopeyas de la Viuda Negra mientras va en la moto, los comentarios sobre Mjolnir en plena batalla final, etc).
¿Consecuencia de todo ello? El guión de esta película es bastante flojo en comparación, sin ir más lejos, con la primera parte. No sólo por aquello de quien mucho abarca poco aprieta (que también), sino por no haber sabido prescindir de nada que no fuera positivo y coherente.
Por otra parte, en cuanto a las licencias o divergencias respecto a los cómics, todas son más o menos aceptables y/o entendibles, excepto una que omitiré por aquello de no destripar y que, francamente, me parece desacertada (máxime siendo uno de los supuestos alicientes de esta entrega).

¿Cuáles son los puntos fuertes?
Son varios y con la importancia suficiente como para salvar a la película de ser un completo desastre:
- Mark Ruffalo y Jeremy Renner están muy por encima de lo visto
en la primera parte (en contraste, por ejemplo, con Robert Downey Jr).
- Hay más sensación de grupo o coordinación, especialmente en las escenas de acción (aunque, para mí, haya algunas "piruetas" que sobren).  
- El ritmo es bastante bueno (las dos horas y veinte minutos se pasan rápido).
- La preocupación por mostrar a los héroes como seres humanos y no como personajes planos.
- La ampliación a nuevos escenarios y personajes que aprovechar, con más calma y acierto, en futuras películas.
- El plano secuencia inicial.
- La pelea entre Ironman y Hulk.
- La tensión entre Ironman y el Capitán América, que se resolverá en la próxima película de este último.
- El hecho de que, aunque sea muy de pasada, aborde temas interesantes como la singularidad, el negocio del tráfico de armas, la creación de vida artificialmente o los daños colaterales de los conflictos bélicos. 

En conclusión
"Los Vengadores: la Era de Ultrón" no es un siniestro total pero sí una decepción. Seguramente arrasará en taquilla por la inercia descomunal que ya tiene generada la franquicia pero no porque sea una gran película o porque esté a la altura de la saga. No obstante, por cerrar con algo positivo, esta película sirve para poner en valor lo extraordinariamente bien que ha estado haciendo Marvel las cosas en el cine y para esperar como agua de mayo esa "Guerra del Infinito" que muy probablemente (y ya en otras manos distintas a las de Whedon) devolverá la ilusión a los fans y recuperará la excelencia de la primera parte algo que, tanto Marvel como los espectadores merecen. 

4 comentarios:

Juan Carlos Diaz Pabón dijo...

La primera parte fue un exito descomunal porque tuvo la ventaja del "factor sorpresa"... pero de ahí a decir que es una "excelencia" superior a la segunda es bobada, yo no he perdido la ilusión hacia MARVEL por lo que vi en AoU (entonces ya me hubiera cortado las venas despues de ver Iron Man 3), me parecio una muy buena pelicula y muy diferente de la primera (y eso se agradece bastante); que Ultron no es todo lo que prometian los trailers es verdad pero en conjunto todas las partes funcionaron muy bien (incluso mejor que en la primera), entonces colocar un titulo tan rimbombante como "la era de la decepción" es querer pasarse ya de "eminencia de la critica".

Age of Ultron es una muy decente 2da parte, pierde con respecto a la primera justamente por lo que dije al principio; porque ya no es una novedad ver a los vengadores juntos y porque es evidente que quedo bastante metraje por fuera, pero no es ni por asomo lo peor que ha salido de la casa de las ideas, en lo personal la disfrute un montón, reconozco que hay fallas pero muy pocas peliculas de Superheroes me hacen sentir lo que los Avengers... que estoy viendo un comic en toda su esencia en la pantalla grande, y eso realmente lo agradece mi niño interior.

Javi Crespo dijo...

Gracias por tu comentario. Es evidente que discrepamos y no estamos de acuerdo. Lo bueno es que ambos disfrutamos con los cómics de Marvel y con la mayoría de sus películas y que exigimos mucho a lo que hacen. Luego ya cada uno valora si es lo que esperaba o no.
La primera parte fue en mi opinión mejor. Esta segunda no es un bodrio ni una mala película pero sí creo que falla en aspectos que perjudican bastante. Por lo demás, a diferencia de la primera, las críticas no están siendo tan unánimes así que algo debe tener esta segunda parte que no ha dado el resultado esperado. Por último, sólo aclararte que no pretendo ir de nada ni ser rimbombante: sólo quiero dar mi opinión y de manera argumentada. Eso sí, siempre respetando y teniendo en cuenta que habrá gente que le haya parecido una película sensacional, etc. Gracias por leer el artículo y ¡forza Marvel!

Alexo dijo...

Es muy mala la pelicula, a no ser que uno sea un fan de hueso colorado sales tremendamente decepcionado, iba con cierta emocion a verla y sin embargo llegó una parte de la pelicula donde me estaba quedando dormido, junto a Ironman 3 han sido de las peores peliculas de Marvel que han realizado.

Laura Hernández Trejo dijo...

Es muy interesante rescatar la opinión que das sobre ver una película con muchas expectativas porque no siempre va a pasar lo que esperamos o nos dan en el tráiler. A pesar de ser una buena película de acción considero que el director se enfocó en los efectos visuales y en el humor que todos esperábamos pero descuido bastante el guión, comparto la opinión de que es un guión bastante flojo en comparación con la primera película.